La clase media (I)

27 03 2012

Buenas noches a todos, en especial esta noche a quienes hayáis podido encontrarnos a través de @ctlaf, aunque de momento yo sigo prefiriendo más espacio para expresarme. Buenas noches también, aunque de momento tampoco creo que nos lean, pero por si acaso, a los señores programadores de televisión española, quienes esta tarde se han dignado a ofrecer el evento programado (tercer partido de la serie de cuartos Unics Kazan – Regal Fc Barcelona) a las 18.00 cuando quedaban poco más de dos minutos para el final del cuarto cuarto. Eso es vender credibilidad. Y pensar que aún somos unos cuantos los que defendemos al ente público y lo seguimos prefiriendo a la alternativa de que el partido de Champions de turno se convierta en una previa de Doctor Mateo.

En fin, a lo que íbamos, hoy quería hablar de la llamada clase media de la Liga española. Tradicionalmente Barça, Real Madrid y los entrenadores de ambos equipos copan las crónicas habituales, también las nuestras. En otros momentos nos hemos centrado en la lucha por evitar los puestos de descenso, y en la a nuestro juicio superior calidad de nuestra parte baja de la tabla con respecto a otras ligas continentales. Hoy hablaremos de la clase media, y es de justicia empezar con los aún representantes en la Europa League, uno de los termómetros más fiables para evaluar la calidad competitiva de las principales ligas de Europa. Heredera de la antigua Uefa, no tiene el glamour de aquella competición que aglutinaba a los mejores equipos de Europa hasta los últimos noventa, pero es como decimos una excelente referencia del nivel medio europeo.

Nuestros equipos se enfrentan a uno ronda engañosa: casi menos caché en cuartos que en octavos. El Valencia se mide el Az Alkmar, equipo sin la heráldica de históricos como Psv o Feyenoord, pero más regular que ambos en los últimos años. Menos nombre pero más  peligro por tanto que la ronda anterior, con la enésima situación complicada de divorcio grada-Emery. Tras superar a Lazio y Besiktas el Atlético se medirá al Hannover, equipo de la parte alta de la tabla alemana, con el clásico juego alemán, dicen. La trayectoria del equipo ha bajado algunos enteros en las últimas jornadas, tras el espectacular arranque de la era Cholo. Es en estos momentos cuando el equipo debe dar señales de madurez, con un paso al frente de sus dos jugadores franquicia (Falcao y Adrián) para afrontar con ciertas garantías el triple reto colchonero de cara al fin de temporada: llegar lo más lejos posible en Europa, amarrar la clasificación para la próxima edición (parece que el sueño de la Champions queda algo lejos después de los últimos tropiezos) y plantarle cara de una vez a su máximo rival capitalino en Liga.

En Bilbao deberán hacer un ejercicio de tremenda mentalización: la temporada no acabó con la machada ante el United, quedan aún un par de meses de competición, que pueden hacerse algo duros para el joven y exprimido once de Bielsa. Se juegan los cuartos además contra uno de los equipos que mayor piel competitiva está tomando en los últimos años: el Schalke 04 de Raúl, Jurado y Huntelaar. Un equipo sin el caché de Bayern o Dortmund pero que poco a poco está demostrando que igual el éxito europeo en la pasada edición de Champions (solo doblaron la rodilla ante una sublime actuación de Ryan Giggs para el Manchester en semis, dejando por el camino al campeón Inter tras golearle en San Siro) no fue tan casual.

Anuncios




UEFA, yo no te compro

16 03 2012

Lo visto hoy en el sorteo tanto de la Champions League, como de la Europa League suena a cachondeo. No me lo creo.

Desde la redacción de Con todas  las aficiones hemos simulado el sorteo en 4 ocasiones y sólo en una de ellas había una final Madrid Barcelona y sólo en una de ello (no en la misma) había menos de un enfrentamientos entre grandes favoritos (entiéndase Bayern, Real, Chelsea, Milan o Barça), lo mismo ha sucedido con la Europa League: que casualidad que no haya habido ningún duelo entre clubes españoles, y teníamos claro que o Schalke o Sporting de Lisboa quedarían libres para semis.

Todo esto nos lleva a sospechar en una presunta manipulación del sorteo. Nosotros aun recordamos a carcajadas aquel famoso sorteo del 2000 de la Champions en la que estaban Barcelona, Valencia, Madrid y Manchester UTD. En aquel sorteo el verdadero duelo que depararon las semifinales fue un Barcelona Madrid, pero cuando salió la bola del Madrid dijeron: ” No because….” no se que rollo absurdo se inventaron. Al final todos sabemos lo que pasó.

Nuestra vision es que la UEFA a falta de los Manchesters, Inter, Juve, Arsenal, ha querido tener a todos los grandes contentos y ha hecho que no pase como el año que ganó la Champions el Oporto. Y poder tener una posible final Real-Barcelona, a la que en caso de llegar los blancos llegarán más plácidamente.

En la Europa League tres cuartos de lo mismo, que casualidad que los equipos españoles no se hayan crazado entre ellos, tal vez la UEFA temía partidos tipo AZ-Matalist o Hannover-Schalke.

Para mi el daño este año lo han hecho los Manchesters al dejar huerfanas las dos grandes competiciones del futbol europeo.

Lo mismo opinamos en su día del sorteo de la Eurocopa, que casualidad el grupo de vergüenza que le tocó a Polonia, de risa.

Lo siento UEFA, pero como diría el gran Risto Mejide, no te compro.

¿Fallo del sorteo?

Lo dudo.





Una cita con la Historia

6 03 2012

Gol de Rosicky y el Arsenal se pone 2-0 en su partido de octavos contra el Milan…

Este jueves se juega en Old Trafford uno de los partidos más interesantes de toda la temporada, un auténtico examen para los nuevos conceptos que, tras unos inicios algo desesperanzadores en Bilbao, está imponiendo Marcelo Bielsa en el Athletic. Superada con nota la evaluación continua que supone domingo a domingo la Liga, con el equipo a tiro de piedra de los puestos de Champions, llega uno de los momentos de la verdad ante uno de los gigantes con mayúsculas de Europa. Para los más viejos del lugar supondrá la oportunidad de volver a encontrarse en el camino al Manchester United. Hace más de cincuenta años, el equipo entonces de los once aldeanos jugó el considerado “partido más mítico jugado en San Mamés” contra un equipo tocado por la gloria y la tragedia, aquel Manchester de los Busby Babes en que brillaba Duncan Edwards y empezaba a despuntar Bobby Charlton.

El partido tuvo los ingredientes que crean adicción a este juego: nieve, balón y líneas rojas, un marcador abultado con constantes alternativas (5-3)… y aún es recordado por los aficionados que pudieron vivirlo. (Paréntesis: penalti y gol de Van Persie, en media hora el Arsenal se pone 3-0 y con una hora por delante para voltear la eliminatoria). Sin embargo, la fatalidad se cruzó en el camino de ambos equipos: una vuelta trabada, con un campo embarrado y acusaciones de trampas apartó al Athletic de las semifinales; el Real Madrid de Di Stefano en esa edición y el recordado accidente aéreo de Munich, marcaron el final de aquel equipo llamado a marcar una época.

El Manchester es el mejor equipo que uno puede encontrarse, uno de los que dignifican este juego y son capaces de congregar frente al televisor aficionados afines o neutrales en todo el mundo. Es también uno de los primeros adelantados al tiempo en que vivimos que supieron ver en la venta de derechos y el mercado global el futuro económico. Aun hoy, este equipo de entreguerras que sobrevive anclado al talento de dos viejos rockeros que suman casi ochenta primaveras entre los dos (el galés Ryan Giggs y el pelirrojo Paul Scholes) y al estado de forma física y mental de Wayne Rooney es capaz de levantarse y competir cara a cara con sus vecinos pobres del City, hoy los ricos del pueblo. El Manchester es y será, así fue tras la marcha de Hughes, Cantona, Schmeichel, Beckham o Ronaldo. De Gea parece consolidado, del talento de Nani se puede esperar cualquier cosa y en la delantera parecen encontrarse múltiples variantes con la aportación de Chicharito o Wellbeck (ya internacional con Inglaterra).

El Athletic, siempre equipo de aldeanos, presentará orgulloso su modelo en Europa. Quizá no sea casual que en esta época de vacas flacas aparezcan con fuerza los equipos que siempre trabajaron bien su cantera. Hace años el Athletic se afanaba en pescar, sobre todo en aguas guipuzcoanas, olvidando su propio caladero de Lezama, un tiro equivocado que a poco estuvo de llevarle a Segunda División. Hoy, con una política mucho más “autóctona” el equipo ha llegado a dos finales de Copa en cuatro años, además de ser uno de los equipos más reconocidos del momento en España. No sería justo obviar la aportación de Jokin Caparrós sin embargo, aunque con Bielsa este año se ha subido un peldaño. Pero no conviene olvidar que el Athletic tiene unos mimbres excelentes, con una aportación a las futuras selecciones absoluta y olímpica solo superada por Barça o Madrid: Iraola, San José, Javi Martínez, Ander Herrera, ¿De Marcos?, Llorente, Muniaín… son Javi Martínez e Iker Muniaín dos de los jugadores de moda de la Liga española, el primero por su versatilidad central-medio centro, seguido por Barça, Madrid, Manchester… y el segundo porque personifica el nuevo espíritu de este Athletic, un jugador volcánico y diferente, que puede ser indispensable para la olímpica de Londres y que tal vez con Thiago, el propio Javi Martínez y Juan Mata, merecerían hacer doblete en verano.

Mucha suerte y a disfrutar del partido. Aprovechamos este artículo tan futbolero para felicitar al Real Madrid y a todos sus seguidores en su 110 cumpleaños. Como se suele decir, y que cumplan muchos más.





La Realidad y la Verdad

16 05 2011

A la Realidad le encanta jugar de cuando en cuando a desmentir Verdades. Una de estas verdades aceptadas como irrefutables a principio de temporada era la pujanza del Atlético de Madrid, una vez reconquistada su historia con un doblete copero. Un nuevo ídolo local -De Gea-, pocos fichajes, pero buenos (Godín, Mario Suárez o Fran Mérida), algo inconcebible en la historia reciente atlética, que apuntalaban la excelente base capitaneada por el mejor jugador del Mundial (sic) y el yerno de Dios, y la eterna sensación de que, ahora sí, llegaba el momento del Atlético de Madrid, más que nunca, llamado a ser la tercera vía de España.

Sin embargo a la Realidad, siempre caprichosa, le dio por torcer de nuevo los renglones de la historia colchonera, obligando al club del Manzanares a refundarse una vez más este verano. De su columna vertebral se caen el entrenador y el nueve, enfrentados en conflicto. Rumores acerca de intereses por parte de clubs ingleses en el portero vamos a estar oyendo en todo el verano, y hay dudas más que razonables de que dos puntales como Tiago en el centro del campo y el Kun arriba no vayan a seguir. Ante este toro tendrá que lidiar Luis Enrique en su estreno en primera división. Las aguas turbulentas del Manzanares poco tendrán que ver con el tranquilo estanque del Mini Estadi.

Comparemos ahora el potencial de dos plantillas con desigual fortuna este año, la del Hércules y la del Levante, para corroborar el inmenso poder de esta fuerza del destino llamada Realidad. ¿Qué equipo pensaríamos que tenía más números para salvarse? Uno reforzado con nombres ilustres, Trezeguet, Valdez, Drenthe… el otro con las cuatro cañas con las que subió el año pasado, una defensa de más de ciento veinte años y el buen ojo de una secretaría técnica que supo ver en el ecuatoriano Felipe Caicedo su tabla de salvación. Repitió el Hércules los errores del Levante en el pasado, aquellos que le llevaron al descenso y la Ley Concursal. Porque no se puede luchar contra los designios de la Realidad.

Y así podríamos seguir hablando de ejemplos palpables de los caprichosos vericuetos por los que la Realidad maneja los campeonatos. La misma finalísima de la Copa de Europa la jugarán dos equipos que de alguna forma u otra han derrotado verdades preexistentes. Uno, ha vencido al entrenador que creímos había encontrado la profilaxis definitiva contra su juego, y a una plantilla de coste superior, tanto en traspasos como en fichas, y con un mucho mayor y más variado fondo de armario. El otro, vendió hace apenas dos años a su jugador franquicia, y ni siquiera es ya el club más rico y ostentoso de su ciudad.

Mucho cuidado, pues, cuando se trate de distinguir entre la Realidad y la Verdad. La Realidad es, por ejemplo, que este fin de semana un ciclista de Pinto ha puesto patas arriba el Giro de Italia, avisando primero en Tropea y posteriormente en las rampas del Etna de que quién sobrevivió a un cavernoma, a la cohabitación con un tejano antipático, a un equipo infinitamente peor que el de su adversario en el pasado, no va a dejarse avasallar por esa presunta Verdad que dice que cincuenta picogramos de clembuterol pueden hacer de él el mejor ciclista del momento. Realidad y Verdad deberían ser la misma cosa pero estamos acostumbrados últimamente a que hayan divergencias.

Realidad es que vender dopaje (¡ojo! no negamos que lo haya, desgraciadamente), ídolos caídos e, incluso y es muy poco agradable lo que voy a escribir, incluso la muerte de un ciclista, vende. Ha habido informativos en las noticias esta semana a cuenta del accidente de Wouter Weylandt impregnados de un sensacionalismo, un dramatismo innecesario que hacían plantearse a uno que es lo que estaba viendo. Realidad es que dentro de unos días los ciclistas, esos pseudodeportistas que solo piensan en estafar a casas comerciales y programadores, tendrán que elegir entre jugarse la victoria final en el Giro de Italia y la vida entre las curvas del descenso del Crostis, inédito puerto para el que se están habilitando ¡redes! en los barrancos para evitar muertes. ¿Ha abierto algún informativo, si quiera la sección de deportes esta noticia? ¿Duda alguien de que si a Alberto Contador le diera por comerse otro “filete” estaríamos mejor informados? ¿No le daríamos cierto estatus de Verdad a esta noticia?

En este foro siempre hemos tenido claro que Realidad y Verdad (perdón, verdad en minúsculas, la que se nos vende) no tienen por qué ser lo mismo. Esperamos poder ayudar, o por lo menos intentar abrir los ojos, a todos cuantos nos siguen. Gracias por dejarnos seguir intentándolo.





La edad de oro del deporte español

13 05 2010

Menudo mes de Mayo estamos teniendo: 

Triplete de motociclismo en Jerez capitaneado por el gran Jorge Lorenzo acompañado del ya no tan enemigo Dani Pedrosa, gran noticia el hecho de que ambos firmen la paz, dando muestras de una gran deportividad. (ampliar información en nuestra web amiga Ikarusbikes).

  El regreso de Rafa Nadal imponiéndose en el Masters series de Roma al alicantino David Ferrer.

 La final de la copa EHF de balonmano femenino por parte del Orsán Elda Prestigio que ganaron 22-20 en Elda ante las danesas del Randers, siendo el acontecimiento deportivo más importante de la historia del pueblo del calzado, lástima que no hayan podido mantener la renta en tierras danesas, pero volverán.

El segundo puesto de Fernando Alonso en Montmeló que le vuelve a poner en los puestos de cabeza del mundial de F1.

Las victorias europeas en baloncesto del Power Electronics Valencia en la ULEB Cup y del FC Barcelona de Xavi Pascual en la Euroliga de baloncesto arroyando al todopoderoso Olimpiakos del Pireo, y con Juan Carlos Navarro como MVP de la Final Four,  suponiendo una de las mayores gestas del baloncesto europeo, ya que sólo una vez y hay que remontarse 27 años un pais había logrado ganar el Eurobasket, la Euroliga, y la ULEB Cup, se trata de Italia que ganó el Eurobasket, la Euroliga con el Cantú y la Recopa con el mítico Scavolini. 

Y por último, lo sucedido ayer con el ex-pupas, nunca me gustó ese nombre, por que siempre he pensado que ha habido muchos equipos con peor suerte. Ayer los de Quique salieron a ganar al desconocido Fulham, y lo hicieron a mi modo de ver de forma incontestable, con 2 goles de Forlán, el último de ellos con asistencia desde el cielo, la grada y Neptuno que apoyó al equipo hasta la extenuación. Mención especial para su entrenador Quique Sánchez Flores, un hombre que se marchó del Valencia (siendo 2º en la liga) por la puerta de atrás ya que no pudo soportar la presión del entorno valencianista, que le exigían ¿títulos?. Y digo yo: el Valencia que yo recuerde no es que historicamente gane la liga cada 2 años ni la Champions, ni nada. Así que no entiendo esa postura, ¿Cómo dejaron perder a un entrenador de la casa, que ama al Valencia, y que es un ganador nato a la par de un gran estratega? Así que si alguien se merece este título es Quique, que en todo momento se mantuvo al margen de las celebraciones (en lugar de salir como un endemouniado), ya que como manifestó “la copa la han ganado ellos y la afición del Atleti”.





Gorosito, Nino, Clemente y la Premier, con permiso de Neptuno

11 05 2010

Ni una línea vamos a dedicar esta semana a la lucha por el título, dejando únicamente negro sobre blanco que, pase lo que pase, jamás pudo idear Guardiola una técnica mejor para la concentración de sus pupilos que la chequera de Florentino. Dicho queda y punto final. No caigamos en aquello cuanto hemos venido criticando.

La escocesa liga de Cristiano y Lionel expira. A ella se aferran desesperados cinco equipos con diferentes pulsos vitales: Xerez, Tenerife y Valladolid que llegan con la esperanza de aquel que se vio desahuciado y tras largos meses de espera, recibe la milagrosa llamada del donante; Málaga y Racing, sobre todo este último, como aquellos que gozaron de buena salud en su juventud pero se descuidaron y sus malos vicios acabaron por postrarles en la cama de urgencias.

 

Apelaba en la Feria Néstor el Pipo Gorosito a la divina voluntad del Prendi para amparar al Xerez: quizá no haga falta tanto, quizá baste con que Barcelona y Madrid ganen sus partidos (la apuesta en su contra cotiza a la par con el bote del euromillón) y el Valencia le gane en casa al Tenerife. Si no escuché mal la información de la radio, con eso, con simplemente eso conseguirá el cantaor salvar al Xerez, noveno mejor equipo de la segunda vuelta, aferrado a remontadas agónicas (¿el espíritu de Chapín?) y cuya suerte parece recordar a la del vecino gaditano de David Vidal en los primeros noventa. Y si eso sucediera señores, habría que decirlo alto y claro: ni Guardiola, ni siquiera Su Santidad Jose Mourinho, el entrenador del año habría sido, a juicio de este humilde opinador, Néstor Gorosito. ¡Ojo Xerez, que el talonario de los grandes acecha!

Quienes nacimos junto al Mediterráneo ya conocíamos las virtudes de Juan Francisco Martínez “Nino”, integrante de la famosa delantera – ambulancia del Elche hace años Nino – Nano. Después de una larga carrera en Segunda, siempre fiel a su cita con el gol, debutaba este año en Primera. Sus cifras son incontestables: 14 goles, unos cuantos de ellos en las últimas jornadas. Por decirlo de otra forma, Nino es, junto con Fernando Llorente (uno de los 30 de Del Bosque) y Soldado, el segundo máximo goleador nacional, solo por detrás del guaje Villa. Que es mucho decir. Si el Tenerife se salva los isleños lo llevarán en su corazón. Algo parecido sucede en Elche donde este hombre es una institución.

Y, por supuesto, Clemente, el personaje del momento, Mourinho español y tío con los bemoles más solemnes del país, ¿qué importan ahora sus trivotes, zubizarretas, gestos peneuvistas y chulería del norte? Nunca me cayó mal Javi, sin comulgar con sus conceptos en exceso, creo que lo que propone Clemente no dista mucho de las propuestas de otros tipos con más solera. Jamás oí a un jugador suyo hablar mal de él. Alejado ya de empresas mayores, no le ha hecho ascos a banquillos eléctricos (Tenerife hace años, este Valladolid cuya afición echaba en cara a jugadores sus excesos nocturnos y su capitán acusaba a parte de la plantilla de cierta falta de testiculina) y no le ha ido mal, ahí tiene al Valladolid a tiro de piedra de la salvación. Sin los puntos del Camp Nou ya está fuera del descenso.

A estos tres equipos que vienen de atrás, y a los otros dos que se la juegan, la mayor de las suertes del mundo para este fin de semana. Y una reflexión para navegantes: ¿es realmente la Premier la mejor liga del mundo? Siempre he defendido que la calidad de una competición la marcan tanto la púrpura de los de arriba como la calidad de la clase media y la competitividad de la parte baja. ¿O acaso es preferible un país en el que los ricos son los más ricos del mundo pero el resto de la sociedad vive en la mediocridad? En España (y hablamos de la Liga y solamente de la Liga, por desgracia) tenemos la suerte de tener a los ricos más ricos, a una clase media cuya calidad podremos comprobar sin ir más lejos mañana mismo en Hamburgo y a unos pobres de una dignidad infinita. No veo ni un 8 – 0 en Barcelona ni un 0 – 8 en Málaga el domingo.

No podíamos despedirnos esta semana sin invocar, a la manera del  de Gorosito, al dios de los atléticos, que lleva casi cincuenta años esperando en su fuente del Paseo del Prado que su afición le ofrezca la corona de Europa. Dicen los atléticos que a ellos les gusta la vida como es, con sus sinsabores y sus breves fogonazos intensos de felicidad. Tal vez tengan razón, tal vez no tenga tanto mérito afiliarse al caballo ganador. Solo el Fulham les separa esta vez de ese éxtasis pasajero, un equipo menor, pero si hay un equipo indescifrable en el mundo, si hay un equipo imposible de analizar, éste es el Atlético de Madrid. Pero el Atleti juega la Liga de Gorosito, de Nino, de Clemente y mañana, más que nunca, la Liga del dios Neptuno. Y es una Liga mejor que la Premier.





Papá,¿Por qué somos del Atleti?

1 05 2010

El pupas, el peor equipo de Madrid, como diría el diario que más vende, ese equipo inestable a la sombra del Real de Madrid, ese equipo que no se ha gastado 350 millones en fichajes, está nada más y nada menos que a las puertas de hacer un doblete histórico, tan sólo conseguido en España por Valencia, Sevilla, y FC Barcelona, me refiero a ganar competición doméstica, y competición europea.

Los de Quique salieron a comerse el campo, a correr, a jugar, y eso que ganaron 1-0 en el Calderón, no hubo muro, ni catenaccio, ni pérdidas de tiempo, ni entadas violentas, toda comparación con el planteamiento del Inter es pura coincidancia, y eso que el Atleti tenía si cabe muchos más motivos para realizar ese tipo de estrategia pseudo futbolística: Liverpool, renta corta, This is Anfield, situación en la liga, etc…

Los de Quique dieron ejemplo de cómo se debe jugar en Europa, partiéndose la cara, y así se llega a cualquier lado, lástima que no se empleen de igual manera en la liga.

Esperemos que en Hamburgo la suerte está de su lado y puedan alzar al cielo la primera competición internacional oficial en 40 años, y esto les de alas para hacer un buen equipo de cara al año que viene y dote a una liga huérfana de emoción de otro cándidato al título, aunque para ello deberá conservar a sus hombres franquicia y apuntalar ciertas carencias que hoy en día esconde con la épica.

Aupa Atleti!!!