Competición adulterada

6 05 2010

La liga ACB de baloncesto, puede presumir de ser la 2ª mejor liga del mundo y  ahí están los resultados, con un Power Electronics Valencia campeón de la ULEB Cup, y un FC Barcelona, que se juega los cuartos este fin de semana en la Final Four del Paris Bercy.

Pero hay algo que no me gusta, algo que para mucha gente pasa desapercibido, y a lo que creo que se debería poner urgente solución, ya que la liga  está a mi modo de ver totalmente adulterada, y voy a argumentar dos razones de peso:

1ª) La escasa repercusión de la liga regular, en la que de un tiempo a esta parte poca importancia tiene el lugar que ocupes una vez estés en Play Off.

Los Play Off son un espectáculo, pero como peaje tenemos que tragarnos una liga regular cuyo momento álgido está en la lucha por la 8ª plaza que da acceso a la Copa del Rey en la primera vuelta o las eliminatorias por el título en la segunda, y a parte, la lucha por eludir el descenso.

A día de hoy a falta de 2 jornadas sólo 2 equipos se juegan algo, ya que el descenso está decidido desde hace casi 3 jornadas y la primara plaza igual.

Efectos colaterales: partidos de equipos que se juegan todo, contra equipos que no se juegan nada, o se juegan el descenso, esta misma temporada me llamó poderosamente la atención la derrota del Barcelona, de este Barcelona, en San Sebatian, jugándose este último la permanencia, y perjudicando a todos los perseguidores en un partido en el que a priori debía salir derrotado (el Lagún Aro GBC).

Pienso que se deben evitar estas situaciones, suprimiendo los Play Offs, y así dando una mayor importancia a lo que sucede semana a semana en la ACB y más por la segunda razón que ahora veremos.

2ª) La segunda razón, es la posibilidad de poder fichar y cortar a los jugadores que quieras, cuando quieras, como quiereas y del equipo que quieras, eso sí, una vez iniciados los play offs no hay fichajes. Esto, en un deporte en el que un sólo jugador supone el 20% de un equipo, me parece una aberración, una cosa es que lo hagas en el mercado de invierno, como en el fútbol, o si se te lesiona un jugador; pero poder cambiar a toda la plantilla (si quieres) una vez comenzada la temporada, me parece  una superadulteración de la competición, y todo por no hacer bien los deberes en verano.

Nos encontramos con casos como los del Real Madrid, que ha fichado a dos jugadores nuevos Jaric y Morris Almond este último de cara a los Play Offs, esto supone que el Madrid ha cambiado al 40% de su equipo titular, con dos superfichajes para poder competir con el Barcelona.

Otro caso curioso es el de Shamond Williams (ex base de los Lakers), que este mismo año ha jugado de temporero en el Unicaja, y en el CB Murcia (formando para mi una de las mejores parejas de bases de la liga junto con Vujanic), sólo le falta fichar por un equipo de Play offs y ganar la liga.

También hay casos paranoicos como el del Xacobeo Blusens, que ha dado de baja hasta a 8 jugadores esta temporada (Junyent, Massey,Jackson,Vasileadis,Marek, Bailey,Fuentes y Hettsheimeir)…si eso no es adulterar la competición vosotros me direis, y lo más radical es que cambió a 3 jugadores nada menos, la semana antes de enfrantarse al Meridiano Alicante en el partido crucial por la permanencia.

Este tipo de cambios pueden salir mal, claro, tenemos el caso del Meridiano Alicante, que también ha cambiado a 2 jugadores, uno le ha salido bien: Se fue Hill y llegó Erdogan; y otro muy mal: se fue Mario Austin con un 10 de valoración y 10 puntos de media pese a llegar a Alicante con sobrepeso, y llegó Pape Sow 7 puntos de valoración y 7 de media, haciendo que el Lucentum jugara practicamente sin americanos durante los últimos 15 partidos.

Para terminar voy a lanzar la siguiente hipótesis, última jornada de la ACB, el Murcia se juega la permanencia contra el Fuenlabrada, y llega un tio con pasta y dice: “Voy a fichar para este partido a Rudy Fernandez y a Iverson, que ya no están en Play offs de la NBA”… el debate está en el aire.

Anuncios




“I have a really, really, really busy summer”

19 04 2010

Palabra de LeBron James, aquel jugador que en el cuarto decisivo de la final olímpica de Pekín suplicó con el gesto de una plegaria a Mike Kryzewski que no lo retirara tras su cuarta falta personal, prometiendo concentración en defensa sin excederse con su superioridad física. “Tengo un verano muy, muy, muy ocupado” viene decir ahora el escolta/alero de los Cavs eludiendo la llamada a filas de la US Basketball para el próximo Mundial de Turquía, cita considerada tradicionalmente de menor rango para los americanos.

No será el único desertor: al rey de Cleveland se le unirán, que sepamos a fecha de hoy, nada menos que Kobe Bryant y Dwyane Wade, o lo que es lo mismo, Turquía no verá al Big Three, el temible tridente que forman los mejores jugadores del mundo, 61 puntos de los 118 que la última versión del Dream Team necesitó para derrotar a España en la final olímpica. Semejante apego a la causa de las principales referencias de la selección ha tenido efectos devastadores en la “clase media-alta”, con dudas en la participación de hombres como Dwight Howard, Chris Bosh… un éxodo que deja las riendas de la selección americana en manos de actores de menor perfil y del talento de Kevin Durant, la última gran noticia de la NBA.

Nada nuevo bajo el sol para selecciones como la americana o la serbia, que han venido tomándose los campeonatos de baloncesto, especialmente aquellos fuera del calendario olímpico, como una distracción menor, acaso un banco de pruebas para secundarios o nuevas promesas, algo trivial comparado con la importancia de la liga, competición a la que consagran esfuerzos y cuidados.

La última en sumarse a esta costumbre ha sido, como parece corresponder a su gozosa condición de campeona, la llamada ÑBA. Parece que el concurso de Pau Gasol está en el aire, y que el tiro entre dependerá más de una cuestión familiar (la sociedad que puede firmar con su hermano Marc) que de la habilidad persuasiva de Sáez y Scariolo. En este caso sin embargo, el compromiso ha quedado acreditado más que sobradamente. Salvo en 2005 Pau nunca ha fallado a su cita, aún a riesgo de perderse parte de una temporada. Los años pasan y las temporadas con los Lakers son largas. Además, si finalmente Pau no está en Turquía no será un portazo a la selección, la puerta quedará entreabierta, por lo menos, hasta los Juegos de Londres dentro de dos años.

¿A qué viene esta entrada en pleno mes de abril, con las semifinales de la Champions a la vuelta de la esquina, el inicio de los play-off NBA y el retorno de Rafa Nadal a la tierra prometida? Hay una noticia estos días que pasa casi inadvertida, no para los aficionados atléticos pero sí para los titulares de la prensa, perdidos entre canguelos y autobuses: Fernando Torres se operará y su presencia en el Mundial queda garantizada. Curioso, el Liverpool en venta, su temporada (ésta y quien sabe si su futuro a medio plazo) pendiente de una plaza en Champions cada vez más lejana, inmerso en semifinales en la Europa League…. y su máximo goleador en el dique seco por lo que resta de temporada.

¿Por qué esta diferencia de compromiso entre el fútbol y el baloncesto? ¿Qué dirían por ejemplo en Argentina si Messi renunciara al Mundial por el desgaste que le supone jugar en un club como el Barcelona? ¿Tanto poder de presión tienen la FIFA y la UEFA para obligar a los clubs a ceder a sus internacionales y tan poco tiene la FIBA? ¿Qué se me escapa?





La importancia de llamarse futbol

23 02 2010

El fin de semana se disputo la Copa del Rey de baloncesto en la ciudad de Barakaldo; todo un espectaculo en organizacion y demostrando la buena salud que goza este deporte en tierras vascas.

Se cumplieron todos los pronosticos, contra todo pronostico, ya que siempre suele haber alguna sorpresa, y el campeon fue el Regal FC Barcelona que se impuso claramente al MMT Real Madrid por 19 puntos de diferencia, y con Fran Vazquez como MVP.

La reaccion de los medios tambien fue la esperada, en los medios de Barcelona (Sport y Mundo Deportivo) la noticia fue de gran repercusion, mientras que en los medios del Madrid (As y Marca) hicieron una pequeña mencion en un recuadrito. Estoy seguro de que si hubiera sucedido el reves, en los medios catalanes no hubiera aparecido la noticia y en los medios madrileños hubiera aparecido compartiendo titular con el equipo de futbol o dependiendo del resultado, en este caso con el 6-2 al Villareal hubiera compartido inexplicablemente portada, y esto es lo que no entiendo.

Hubo un tiempo en el que el baloncesto casi le roba protagonismo al futbol, sobre todo despues de las olimpiadas de Los Angeles con los Petrovic, Norris, Trumbo, Sibilio, Solozabal, Martin, Jofresa, Montero, Epi, etc…), pero estamos ante la pescadilla que se muerde la cola, ¿Como va a ser un deporte grande si solo tiene repercusion cuando se gana algo a nivel de seleccion?

Y eso extrapolandolo a todos los deportes, solo cuando hay unos Juegos Olimpicos de por medio.

– Que bueno Gervasio

-¿Viste el Waterpolo?

-Menudo maquina el David Cal

-Partidazo de balonmano, pero es que los franceses son muy buenos.

– ¿Te has enterado de lo que ha hecho el loco de David Meca?

Todos estos deportes y más se juegan todas las semanas y no solo cada 4 años y hay que darles la importancia que se merecen, en España tenemos la suerte de tener las mejores ligas del mundo de Balonmano (masculino y femenino), Futbol Sala, Waterpolo, y Baloncesto (solo por debajo de la NBA), recuerdo que muchos gimnasta, nadadores, tenistas, ciclistas y demas…pierden su infancia y juventud para poder lograr, ya no ganar, si no competir, compartamos sus sueños.





¿Adios a Iverson?

26 11 2009

Allen Iverson ha anunciado su retirada de la NBA. Después de huir de los Grizzlies de Marc Gasol, con los que no llego a jugar en casa ni un solo partido y estar a un paso de fichar por los Knicks, ‘The Answer’ pone fin a una carrera de 14 temporadas en la NBA, en la que se ha convertido en uno de los grandes jugadores de la historia del baloncesto estadounidense, pese a ser muy discutido por su fama de chupón (hay quien dice que ellos tambien podrían tener sus números, si su equipo utilizara la táctica de “Pasarle a Will”). Ahora queda por saber si se trata de una retirada definitiva o si el histórico escolta tiene la intención de probar suerte en alguna otra liga, la verdad es que tendría su morbo verlo jugar en la ACB, claro que este hombre promediaría 50 de valoración todas las jornadas y valdría mogollón en el supermanager. De este modo, Iverson deja atrás una brillante carrera en la que destaca su MVP logrado en 2001, sus cuatro títulos de máximo anotador de la NBA, sus 10 participaciones en el All Star y su presencia, con los Sixers, en la final de la NBA en la temporada 2000-2001. Todo ello con un promedio de 27 puntos, 3,7 rebotes y 6,2 asistencias en 889 partidos, algo excepcional para un jugador de su altura: 1,83 metros.





Sky Hook

18 11 2009

De los grandes grandes, gigantes de verdad de la NBA, los nacidos en el decenio Tang llegamos a conocer a Jordan, Magic, el último Bird… Quienes tuvimos la suerte de vivir el mágico verano del 92 casi pensamos que el baloncesto empezó entonces, con aquella maravilla llamada Dream Team, sublimación del arte baloncestístico. No fue así. El showtime en el baloncesto profesional americano empezó mucho antes, y aún hoy perduran récords y leyendas como los duelos Russell – Chamberlain (máximo estandarte de la dinastía de los Celtics que ganaron once campeonatos en trece años el primero, cien puntos en un partido y más de ¡cuatro mil! en una única temporada el segundo), forjadores de la histórica rivalidad Celtics – Lakers en los sesenta. Eran los años también de Jerry West, recordado para siempre como la silueta del logotipo de la NBA.

A la retirada de estos dos monstruos de la canasta, con los que sin embargo los Lakers solamente pudieron ganar un título, se iba a inaugurar una nueva etapa en el equipo californiano. En el verano de 1975 llega a Los Angeles Lew Alcindor Jr, más conocido por su nombre islámico, Karem Abdul-Jabbar, con quien los Lakers alcanzaron las finales de la NBA ocho temporadas en diez años, llevándose cinco anillos.

A este tipo, que se negó a participar en los Juegos de México (hablamos del año 68), por el conflicto del Black Power (atletas de raza negra que se sentían discriminados en sus países) tuvimos la suerte de llegar a verle jugar. Sí, era aquel espigado center de los Lakers, tan distinto al resto por sus características gafas y su gancho del cielo. Toda una institución a la que sin duda, no dimos la trascendencia que tenía, comparable con la de haber visto pedalear a Eddy Merckx, darle patadas a un balón a Johann Cruyff o tomar una curva a Ángel Nieto.

Las del 88 y el 89 fueron dos temporadas iniciáticas para mí en el descubrimiento de las viejas grandes competiciones, la Copa de Europa, la NBA, el Tour de Francia… por eso para mí nunca habrá equipo que haya jugado mejor que el Dream Team, ni jugador más temible que Kukoc, ni maquinaria más precisa que la Jugoplastika, e igualmente no habrá una final más apasionante que la del 89, los glamourosos Lakers de Magic y el viejo Abdul-Jabbar, contra los descarados chicos malos de Detroit. Respiración en la línea de tiros libres, semblante preocupado desde el banquillo y mirada perdida en el electrónico del Auburn, sin embargo los chicos malos ganaron y Dumars, Rodman y Thomas dejaron a Abdul-Jabbar sin su séptimo anillo, pero no nos quitaron el placer de poder decir que vimos el gancho del cielo.





El día que fui subcampeón de España

29 10 2009

Si amigos, puedo decir que fui subcampeón de España en la categoría de anotación de la que es para mi la competición virtual más apasionante del mundo del deporte: El Supermanager de ACB.com.

Digo que es la que se vive con más intensidad,  a diferencia de la Liga Fantástica, ya que te hace partícipe partido a partido, ya sea a través de la jornada virtual, o del canal 360º de la ACB, en la que se dan 4 partidos en directo de cada jornada (un lujo); otro factor importante es que la puntuación se mide con la valoración de tus jugadores (puntos, rebotes, asistencias, triples, robos, pérdidas, personales), es decir algo tangible, no solo la apreciación de un periodista y 2 datos mas…

Este año la igualdad es máxima, solo hay 6 jugadores (ninguno de ellos bases) que tienen una regularidad y te aseguran una alta puntuación que son: Navarro, Fitch, San Emeterio, Batista, Splitter, Hendrix, y como sorpresas Aguilar y Moss. Además existe una bipolaridad inaudita, jugadores como Avdalovic, Ricky, o Vujanic haciendo valoraciones negativas o muy por debajo de la media.

Una vez más  la importancia de lo que hace tu equipo en la primera jornada es supina para el devenir del juego, es como acertar una quiniela, ya que la calidad de los jugadores no impera sobre la fortuna de que esa jornada pueda ser a lo mejor la única que Navarro hace negativo en toda la temporada, y baje su precio, y luego todo el mundo que no arriesgo comprándolo en la primera jornada que era más caro lo compre y ello tienne a Navarro por 850 cuando tu lo compraste por 1000…un follón.

Otra de las cosas atractivas de este juego son las ya mencionadas subidas o bajadas de precio a razón del rendimiento semanal del jugador, así que cuidado con los sentimientos, y confiar ciegamente en un jugador, ami este año me ha pasado con Avdalovic, que ya me ha bajado de 407 a 283, increible.

Aunque lo más increible de todo es pensar que si tu le dedicas tiempo a esto, siempre habrá algún ser vivo, muchíiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiisimo más friqui que tú, que le dedícara bastante parte de su vida (a juzgar por la cantidad de equipos y clasificaciones a las que optan ciertos jugadores), a configurar sus equipos esperando hasta última hora para asegurar que no se lesione su jugador franquicia, o a dar el paso definitivo a la hora de dar boleto a uno de sus protegidos del equipo, para fichar al chollo de turno, ahora por ejemplo están de oferta Pau Ribas, y Ricky Rubio.

En fin no creo que después de haber sido subcampeón en la modalidad de anotación (cuantan solo los puntos que han anotado en cada partido tus jugadores), casi sin darme cuenta, ( fui consciente de que estaba en la posición nº10 cuando faltaban 7 jornadas para terminar, ya que yo me fijaba en las valoraciones y no en la clasificación por puntos), no hay ninguna probabilida si quiera en que puede quedar entre los 1000 primeros, pero es que este supermanager engancha.

maximo

Con este equipazo, no ganas, ya que lo tiene todo el mundo.