Un aviador de guerra

3 06 2010

“De todas formas, para esta retirada queda mucho, soy nadalista convencido, y de alguna forma u otra Nadal volverá, porque es un luchador, un hombre de cinco sets, y ésta no ha sido más que una de sus habituales interrupciones para sacar de quicio a sus rivales. Un plátano entre punto y punto”.

Roland Garros fue, durante muchos años del siglo pasado, considerado como el mejor piloto del mundo, no solo por haber sido el primero en cruzar el Mediterráneo en monoplaza, sino por haber sido el más famoso de los pilotos de la Aviación Francesa en la Primera Guerra Mundial, ideando el novedoso método entonces de incorporar una ametralladora al disco de la hélice. Gran aficionado al ciclismo y al tenis, Francia consagró a su memoria su torneo abierto de tenis. A la memoria de aquel aviador de guerra abatido en combate.

Quien sabe si como homenaje al espíritu guerrero de Roland Garros, el torneo se decantó desde el primer momento por la tierra batida, superficie de brega y calambres, en contraposición a la refinada exquisitez del tapete verde del resto de torneos de Grand Slam.

Nadie podría representar el arquetipo de un guerrero en el tenis actual como Rafa Nadal. Como decíamos en la cabecera de esta entrada, estábamos convencidos de que, de alguna forma u otra, Nadal volvería. Después de un calvario en forma de lesiones y decepciones ante los top del cuadro el pasado año, ahí le tenemos, con el número uno del mundo a tiro de piedra. Un semidesconocido Melzer cuyo apellido no encontramos entre las ¡100! primeras raquetas del mundo le separa de la gran final del domingo. Por la otra parte del cuadro Soderling (7º de la ATP, consagrado ya como matacampeones del torneo) y Berdych (17º) configuran un  original cuadro, original y novedoso en cuanto faltan ilustres (y repetitivos) nombres esperados como Federer, Djokovic o Del Potro. Quien no ha fallado ha sido Rafa, volando hacia su quinto título en la arcilla de París, cada vez más cerca de las legendarias marcas de Borg y Navratilova.

Cada vez más cerca de volver a ser considerado el número uno ATP, en la hierba de Wimbledon Rafa no defiende puntos. A sus 24 años recién cumplidos estamos ante la enésima versión mejorada del guerrero. La antimateria de la exquisitez técnica de Federer. ¿Ha vuelto definitivamente el guerrero?

Anuncios

Acciones

Information

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: