Cortina Rasgada

9 11 2009

1970%20Boris%20Spassky%20vs%20Bobby%20Fischer%20at%20the%20XIX%20World%20Chess%20Olympiad%20in%20Siegen%20Germany%20in%20

Durante muchos años, los contadores de historias encontraron una mina inagotable en los países del Este. Historias hitchcockianas de microfilms robados, reactores nucleares secretos y espías sin escrúpulos al servicio del KGB. En este contexto, cuyo final recordamos hoy, el deporte también encuentra algunas de sus historias más sombrías al otro lado del Telón de Acero.

Símbolos de la Guerra Fría; Bobby Fischer y Boris Spassky en 1972 adelantaron en su match del siglo en Reikiavik partidas que se jugarían en el gran tablero de la política mundial años después, como el boicot que decretó el presidente Carter a los Juegos de Moscú en 1980 tras la invasión soviética de Afganistán y la posterior respuesta del bloque comunista en los Juegos de Los Ángeles cuatro años más tarde.

Historias monstruosas; el dopaje de Estado, a mayor gloria del Régimen, convirtió a Alemania Oriental en una fábrica de campeones en los años setenta. Sin embargo, las figuras del deporte de ese país pagaron muy caro ese éxito: “Nos robaron el alma y trataron nuestro cuerpo como un mero objeto”. Heidi Krieger, campeona de lanzamiento de peso en 1986 tomó tal cantidad de hormonas masculinas para desarrollar su musculatura que a día de hoy es un hombre llamado Andreas. No solo parecía un hombre. Se sentía como tal. Otras mujeres atletas se quedaron estériles, y algunas de las que fueron madres dieron a luz niños que, con frecuencia, sufrían malformaciones.

Historias tétricas como la de Helmut Ducadan. Campeón de Europa con el Steaua de Bucarest en el año 1986, hasta aquel 7 de mayo fue un hombre desconocido. Aquella noche fue capaz de pararle cuatro penaltis al Barcelona en su noche más amarga y darle una Copa de Europa imposible al Steaua. Fue nombrado jugador de la final y, como recompensa a su actuación, Ramón Mendoza, por entonces presidente del Real Madrid, le regaló un Mercedes en agradecimiento al verdugo del máximo rival. Cuando volvió a su país, el régimen sistematizador de Ceaucescu le sugirió que donara el automóvil al hijo del dictador para estatalizar las riquezas de los héroes de Sevilla. El portero se negó y una mañana los hombres de la Securitate fueron a buscarle a casa. Poco después, Helmut anunciaba que colgaba los guantes: le habían roto los diez dedos de las manos.

Historias al otro lado del Telón de Acero. Por todos los Muros que aún quedan por derribar.

 





Vuelve la maestra de Lieja

6 11 2009

El més pasado Justin Henin confirmó que en el proximo enero volvería a la competición tenística profesional. Creo que todos los aficionados al tenis debemos congratularnos ante este notición. Han sido 15 meses de ausencia de la jugadora Belga de 27 años del circuito ATP. Se nos ha hecho largo. Yo ya temí que su retirada fuera definitiva. Pero no, una tenista de raza como ella, debía volver si aún le quedaban fuerza, juventud y ganas para ello.

Ya hemos asistido en fechas recientes al exitoso regreso de su compatriota Kim Clijsters a las pistas. Resulta curiosa la coincidencia en el tiempo de estas dos excepcionales tenistas belgas: Henin, valona, y Klijsters, flamenca. 

La verdad es que la vuelta de Justin representará un soplo de aire fresco en el circuito, dominado actualmente por jugadoras de totalmente unidimensionales: duras pegadoras carentes de una gran técnica, como las hermanas Williams o las chicas de la Europa del Este tipo Sharapova. De estas hay muchas, pero ninguna de ellas llega a asentarse como una gran campeona, ni a mostrar una personalidad tenística reconocible, más allá de los grititos de la siberiana. Henin es lo opuesto a todo esto: una jugadora pequeña en estatura, pero formidable en técnica y estilo. Con una gran variedad de golpes, como ese revés paralelo demoledor, también muestra una gran inteligencia táctica en la pista. En fin, se nota que me gusta esta pequeña-gran jugadora de Lieja, ¿verdad? Pues ya solo nos cabe esperar al comienzo de la próxima temporada por tierras autralianas, en los torneos de Brisbane y Australian Open para volver a deleitarnos con ese tenis fino y exquisito.





Red Bull te da alas

2 11 2009

GEPA-2302089900Finalizada la temporada más convulsa y atípica que se recuerda, al menos para un recién llegado a esto del gran circo, se abren varios interrogantes, deportivos e institucionales, en el horizonte de la Fórmula Uno.

¿Resolverá Todt, más sensible para con las inquietudes de los constructores, las tiranteces entre la FIA y la FOTA?, ¿conseguirá Alonso en unos meses volver a hacer de Ferrari la máquina perfecta que Michael Schumacher tardó años de aprendizaje en construir?, ¿volverán los Briatore Gregoraci a pasear su encanto por el paddock?, ¿será capaz Ross Brawn de sacarse un nuevo conejo de la chistera? 

Alonso, Ferrari, Briatore… todo el mundo parece haber olvidado sin embargo a los dos mejores pilotos de 2009 en cuanto a sus incuestionables números se refiere: Jenson Button y Sebastian Vettel. Del primero ya hemos hablado en este foro, su hazaña servirá poco más que para que los súbditos británicos celebren por segundo año consecutivo la victoria en el campeonato, algo a lo que sin duda no estaban acostumbrados. Sin embargo, su éxito parece más basado en la habilidad del ingenioso Brawn en encontrar resquicios en el reglamento o en la ausencia de competencia seria por parte de los grandes.

 De Vettel en cambio, poco se ha hablado, por lo menos por parte del gran público. Poco añadiré al hecho de que el mismo Michael Schumacher haya intentado reclutarlo, hasta el último minuto, para la causa ferrarista. Ni al de que el año pasado hiciera octavo del mundo al volante de un Toro Rosso. Ni al de que con veintidós años haya batido récords de precocidad de Alonso y Hamilton. Ni al de que tenga detrás el poderoso apoyo financiero del multimillonario de la taurina Dietrich Mateschitz, mecenas de un equipo en clara progresión, con presupuestos crecientes y la dirección en pista de Adrian Newey (Williams, McLaren). Tan solo diré que se abre una tercera vía, siempre saludable, en el esperado duelo bajo el Sol Alonso-Hamilton.





Castellana Avenue Blues

1 11 2009

Alcorcón 4 – Real Madrid 0. Casi nada. David fulminó a goliat (qué frase y qué imagen tan manida). Algunos madridistas lo viven como una humillación y una afrenta; un ridículo insoslayable. Otros, los más contemplativos o estoicos, pese a la amargura, no se rasgan las vestiduras. De todas maneras, el Real Madrid ya ha sido eliminado de la copa por equipos de 2ª B en otras ocasiones. Lo que pasma es que fueran 3-0 en la primera parte, donde el equipo de Chamartín fue barrido, chorreado, podriamos decir, por un equipo que corría el doble que él y que lo hacía todo bien. Los aficionados merengues se preguntan ¿y ahora qué? ¿El espíritu de Juanito redivivo one more time? ¿Juntos podemos… eliminar al Alcorcón? ¿Nos hemos trasladado a una realidad paralela, como en un cuento de ciencia ficción, donde no hay categorías ni jerarquías, donde todo puede ser y existir? No, ni aunque el Madrid remonte en el Bernabeu y le meta 8 al Alcorcón, ni aún así, se podrá borrar el hecho de que el Madrid fue vapuleado en un campo de 2ª B. El Madrid tendrá que dar muchas y muy grandes alegrías a la parroquia para que pueda borrarse de sus cabezas tal descalabro…